Menú principal Ver contenido

Inspección intercoreana de la zona fluvial de uso común

#Noticias Plus l 2018-11-05

Noticias

ⓒYONHAP News

Las autoridades de Seúl y Pyongyang iniciaron el 5 de noviembre una inspección conjunta en la zona fluvial de uso común en la desembocadura del río Han, ¿verdad?


Sí. Las tareas a realizar son específicamente la medición de la profundidad del agua con equipos de señales acústicas, así como de los cambios producidos en el suelo por las mareas. En tanto, uno de los objetivos centrales de la inspección será conocer la profundidad idónea para la libre navegación de los barcos y elaborar en base a ello un mapa náutico de la zona en cuestión.


Pero, ¿qué parte consideran exactamente como “zona fluvial de uso común”?


Son las aguas de la desembocadura del río Han por las que pasa la Línea de Demarcación Militar. Es donde se juntan las aguas del río Imjin, procendentes de Corea del Norte, y las del río Han al entrar en el golfo de Ganghwa, entre la localidad norcoreana de Yeonbaek en la provincia de Hwanghae del Sur y la isla surcoreana Ganghwado. Estas aguas fluyen por dicho golfo y circunvalan la isla de Gyodongdo, para finalmente llegar al Mar del Oeste.


Se ha dado a conocer que esta inspección conjunta busca garantizar el libre desplazamiento de embarcaciones civiles por esa zona fluvial de uso común. Pero, si es de “uso común”, ¿no se permite ya el libre tránsito de barcos por esa zona?


En teoría sí, ya que el Acuerdo de Armisticio estipula que esa zona la pueden usar tanto Corea del Sur y Corea del Norte, además de garantizar la libre navegación de barcos civiles surcoreanos y norcoreanos. Sin embargo, en la práctica es difícil que embarcaciones civiles naveguen por esas aguas al ser un área altamente susceptible y con altos riesgos de choques entre las dos Coreas, al no estar marcada la frontera sobre el agua. Dicho esto, la inspección fluvial conjunta servirá para que dicha zona sea realmente usada en común por el Sur y el Norte en mutuo beneficio. Las autoridades prevén que, aparte de permitir la libre navegación de barcos civiles, la inspección será un importante paso preliminar para otros proyectos intercoreanos, como recolección de arena y rocas que podrían usarse como conglomerado para construcciones, para el aprovechamiento de esas áreas con fines turísticos, para prevenir inundaciones, y también para preservación del ecosistema.

Contenidos recomendados