Menú principal Ver contenido

1º aniversario de la Declaración Conjunta de Pyongyang

#Destacados l 2019-09-21

Noticias

ⓒYONHAP News

La Declaración Conjunta de Pyongyang, firmada por los líderes de las dos Coreas para profundizar las relaciones bilaterales, cumplió un año el 19 de septiembre. Sin embargo, este aniversario llega en un momento no muy favorable, ante la parálisis de los intercambios intercoreanos, aún tras contener la Declaración importantes avances como la ampliación del diálogo entre Seúl y Pyongyang a ámbitos fuera de lo político o lo económico, y el proyecto de reconexión y modernización de vías férreas y carreteras.

La Declaración Conjunta de Pyongyang es el documento que recoge los acuerdos establecidos entre el presidente surcoreano Moon Jae In y el dirigente norcoreano Kim Jong Un como resultado de la Cumbre intercoreana de septiembre del año pasado. Incluye diversas disposiciones para mejorar y diversificar las relaciones entre las dos Coreas, abogando por solucionar los riesgos de guerra en la península, impulsar iniciativas concretas de intercambio económico, reforzar la cooperación en asuntos humanitarios y culturales, y promover la organización de un posible viaje al Sur del líder norcoreano.

A partir de esta Declaración, las dos Coreas iniciaron un arduo proceso para agilizar el diálogo bilateral. Empezando por la reunión de autoridades de alto nivel en octubre de 2018, que aprovecharon para trazar un plan de acción por sector y poner fecha a encuentros sobre temas más específicos de cooperación ferroviaria y vial, forestal, médico-sanitaria, deportiva y humanitaria. Así, por ejemplo, se comprometieron a valorar la participación conjunta en los Juegos Olímpicos de Tokio 2020 y a prestar una mayor atención al problema de las familias separadas, mientras que en lo que respecta a la reconexión y modernización de vías férreas y carreteras, incluso llevaron a cabo inspecciones in situ y una ceremonia de inicio de obras.

En este ambiente, los cambios y los avances cristalizaron más rápido en lo referente a cuestiones militares. Esto fue posible gracias al acuerdo militar que Seúl y Pyongyang suscribieron también durante la Cumbre de septiembre de 2018. De conformidad con las disposiciones comprendidas en este pacto, las dos Coreas eliminaron el uso de armas en el Área de Seguridad Conjunta y desmantelaron los puestos de guardia en la Zona Desmilitarizada, además de frenar toda acción hostil o amenaza militar sobre las fronteras terrestre, marítima y aérea desde el 1 de noviembre. Sin embargo, el diálogo se interrumpió tras la última reunión intercoreana de autoridades, organizada el 14 de diciembre de 2018, sobre cooperación deportiva. Y tras el fracaso de la Cumbre de Hanói entre el presidente estadounidense Donald Trump y el dirigente norcoreano Kim Jong Un en febrero de 2019, la situación ha ido de mal en peor. Pese a todo, actualmente se perciben ciertas señales positivas mientras Pyongyang y Washington tantean la posibilidad de reanudar las negociaciones nucleares a nivel de trabajo, y el interés se centra saber en si el presidente surcoreano Moon Jae In podrá ejercer también esta vez como un eficiente mediador.

Contenidos recomendados