Menú principal Ver contenido

Destacados

Bloquean canales de contacto intercoreano

#Destacados l 2020-06-13

Noticias

ⓒYONHAP News

Como condena contra la propaganda que grupos civiles con sede en Seúl emiten contra su régimen, Corea del Norte bloqueó esta semana todos los canales de contacto intercoreano y aludió a Corea del Sur como su “enemigo”. Incluso advirtió de que podría adopter medidas posteriores, como la ruptura del acuerdo militar que los líderes de las dos Coreas firmaron el septiembre de 2018.

Al respecto, la Agencia Central de Noticias de Corea del Norte dio a conocer que a partir de las 00:00 horas del 9 de junio cortarían todas las líneas de comunicación con Corea del Sur, incluidas la Oficina de enlace intercoreana, el teléfono directo de las costas oeste y este entre autoridades militares, la línea para pruebas de comunicación y el teléfono rojo entre el Comité Central del Partido de los Trabajadores de Corea del Norte y la Casa Presidencial surcoreana.

Pyongyang argumentó que la medida responde al lanzamiento de folletos propagandísticos en la zona fronteriza por parte grupos de desertores norcoreanos en Corea del Sur. Una actividad que condenó con fuerza el día 4 Kim Yo Jong, subdirectora del Partido de los Trabajadores y hermana menor del líder norcoreano Kim Jong Un, amenazando hasta con que si Seúl no impide el lanzamiento de esos folletos cerrará la Oficina de enlace intercoreana, desmantelará el Complejo Industrial de Gaesong y anulará el acuerdo militar del 19 de septiembre de 2018.

En realidad, no es la primera vez que Corea del Norte condena la propaganda civil de ONGs en su contra, sin embargo sus críticas difieren esta vez de otras previas. Además de criticar el lanzamiento de folletos, también se dirigen contra el Gobierno surcoreano. Otro punto a destacar es que aún en sus medios internos aludió a los desertores, algo considerado un tabú en la sociedad norcoreana.

Considerando estos puntos, al respecto podría interpretarse que Pyongyang ha llegado a un punto límite por el estancamiento de sus relaciones con Washington y con Seúl, tras el fracaso de la Cumbre de Hanói, al tiempo de mostrar inquietud ante los cambios producidos a nivel planetario por la pandemia del COVID-19. En este contexto, Corea del Norte trataría de reforzar la unidad interna, al tiempo de intensificar la presión contra el Gobierno surcoreano.

Al respecto, la Casa Presidencial surcoreana analizó el trasfondo de la decisión norcoreana de bloquear las líneas, al tiempo de intentar establecer contramedidas, mientras que el Ministerio de Reunificación denunció a la organización que lanzó folletos propagandísticos a Corea del Norte, a la vez que valora cancelar su licencia. Sin embargo, la opción de tomar tan fuertes medidas supone un dilema para las autoridades de Seúl, pues prohibir la propaganda civil contra Corea del Norte podría derivar en conflictos en la sociedad surcoreana, además de no contar con medidas adecuadas en caso de que Pyongyang proceda a nuevas acciones.

Contenidos recomendados

Close

Nuestra página web usa cookies y otras tecnologías de recopilación de datos para optimizar los servicios. Se sobreeentiende que, al mantener el acceso, el usuario da su consentimiento tanto a nuestra Política de privacidad, como al uso de esas tecnologías. Ver más >