Menú principal Ver contenido

Tendencias

Recetas de temporada: Pez sable (갈치)

#Recetas de temporada l 2020-08-04

Corea a Diario

ⓒ Getty Images Bank

Hoy les presentaremos uno de los pescados idóneos para consumir en verano en esta parte del mundo. El protagonista es el pez sable, muy común en las pescaderías en Corea entre julio y octubre. Este pez delgado y chato, tiene piel viscosa y plateada y carne muy blanca. Habita normalmente en aguas al suroeste de la península coreana, y también en aguas de Japón, Taiwán, Filipinas y Australia.

El pez sable, conocido como “galchi” en coreano, tiene múltiples ventajas nutricionales. Es un pescado rico en proteínas y posee todos los aminoácidos esenciales como lisina, fenilalanina y metionina, de ahí que que su consumo sea importante para la salud y el desarrollo de los niños. También es una buena fuente de calcio, que ayuda a prevenir la osteoporosis, y de vitamina A, esencial para una buena salud ocular. Además es rico en grasas mono insaturadas, unas de las más saludables y beneficiosas para el desarrollo cerebral.

Pero hay que recordar que el consumo en exceso de ese pescado puede provocar urticaria o dolor de estómago, al estar recubierto de polvo de un pigmento orgánico de color plateado, llamado guanina. Ese extracto que se obtiene de la piel del pez sable también se usa para elaborar cosméticos como lápiz labial o dar brillo a las perlas.


ⓒ Getty Images Bank

¿Cuál es la mejor forma de disfrutar del pez sable? Hay distintas opciones: fresco, asado, al horno con limón, estofado con rábano blanco, etc. Pero hoy les invito a probar “galchi gui”, pez sable a la plancha, que es una de las recetas más populares, fáciles y rápidas. 

Los ingredientes necesarios son: pez sable, sal, aceite, harina y aguardiente coreano o soju. Ante todo, es importante elegir pescados frescos para elaborar un buen plato. ¿Cómo hacerlo? Es recomendable comprobar que no tengan arañazos ni manchas. Deben ser de color blanco plateado y, al presionar con un dedo la piel, debe regresar a su forma original. Son mejores aquellos de pupilas negras y brillantes, y dientes desarrollados.

Y ahora... ¡Manos a la obra! Primero, hay que cortar el pescado en trozos de unos 10 centímetros. Luego echamos por encima un poco de sal y vertemos un poco de aguardiente coreano soju para eliminar el olor a pescado. Pueden reemplazar el soju por limón. También pueden añadir pimienta si les gusta. Ahora, eliminamos la humedad con papel de cocina y rebozamos en harina. En una sartén, ponemos un poco de aceite y cuando esté caliente, freímos los trozos de pez sable por unos minutos a fuego lento. El pescado quedará suave por dentro y crujiente por fuera. Lo servimos en un plato y... ¡a la mesa! Es un excelente manjar para acompañar con arroz blanco, kimchi y alguna sopa o estofado.

Contenidos recomendados

Close

Nuestra página web usa cookies y otras tecnologías de recopilación de datos para optimizar los servicios. Se sobreeentiende que, al mantener el acceso, el usuario da su consentimiento tanto a nuestra Política de privacidad, como al uso de esas tecnologías. Ver más >