Menú principal Ver contenido

Cine y Drama

La intrusa

#Cine en la Radio l 2020-06-27

Cine en la Radio


El mito de la familia feliz se desmorona a partir de una pequeña grieta


Argumento


Seojin, un exitoso arquitecto, vive con su familia en una casa decorada igual que cuando era un niño, esperando la reaparición de su hermana menor desaparecida hace 25 años, mientras el mismo recibe terapia por sufrir de neurosis desde que su mujer falleciera en un accidente de tráfico cuyo causante se dio a la fuga. En esto, un día, le llaman diciendo que encontraron a su hermana y así recibe en su hogar a Yujin.


Yujin, que alega ser la hermana de Seojin que desapareció hace más de veinte años, se desenvuelve naturalmente en la casa y trata sin distancia alguna con todos los integrantes de la familia de Seojin, como si nunca hubiera estado ausente. Actúa como la hija perfecta para los padres de Seojin. Hasta se gana el corazón de la hija de Seojin, llenando el vacío que la pequeña siente al no tener mamá. Ante esta situación, Seojin, en vez de aceptar ingenuamente a Yujin, duda de la identidad y las intenciones de esta, que va cambiando a su modo el ambiente de la casa. Pero cuando sus indagaciones confirman que sus sospechas son válidas, su familia, enfatusada por Yujin, no le hace caso...


Comentario


El desmoronamiento del mito de la familia feliz empieza de una pequeña grieta en la cotidianeidad. Esta es la frase que quizá mejor sintetiza la historia del largometraje La intrusa de la directora Son Won Pyeong, una película de misterio que retrata las extrañas situaciones que vive una familia tras la llegada a su “nido” de una persona que alega ser un integrante más pero que por las circunstancias de la vida y contra su voluntad estuvo alejada de casa. Sobre este argumento, la realizadora de la cinta, Son Won Pyeong, actualmente más famosa como autora de uno de los mayores éxitos editoriales de la literatura coreana en los últimos años -la novela Almendra-, explica que nació de la pregunta de si es posible aceptar como familia a un extraño, que incluso va contra las expectativas de uno sobre el ideal de familia.


En la película, la directora Son Won Pyeong se esmera en mostrar en las escenas la peculiar extrañeza que se crea cuando empiezan a verse sutiles cambios en la dinámica de las relaciones entre personas que ocupan un mismo espacio cotidiano. Para ello, va modificando poco a poco la decoración de la casa en la que se desarrolla la mayor parte de la historia, así como insertando diálogos familiares cuyo contenido desconoce solo Seojin. También representa los cambios en la jerarquía dentro del hogar, haciendo que Yujin ocupe el lugar donde siempre solía sentarse el padre de Seojin. Así, presentando un paisaje familiar de lo más pacífico pero diferente en gran medida respecto al que era antes de llegar Yujin, el film induce al público a percibir que Seojin es el intruso, en vez de Yujin.


El elemento que crea mayor tensión en La intrusa es la lucha silenciosa y muy psicológica entre Seojin, que sospecha de la mujer que dice ser su hermana y que está metiéndose en su hogar, y Yujin, que parece ocultar algo. Sin embargo, es confuso si las sospechas del primero son producto de los pensamientos obsesivos provocados por la hipnosis terapéutica y los medicamentos que toma para curar su neurosis o si Yujin realmente miente. Y entre las preguntas que se plantea Seojin y la conducta de Yujin, que hace todo para asegurar su posición dentro de la familia en la que le tocó entrar, la película cuestiona el significado y el valor de la familia, así como el ideal de la familia perfecta, que se refiere a una única imagen presente en la conciencia colectiva, mientras su identidad real es diversificada y contextualizada, inmersa en una compleja interacción de emociones, sentimientos y expectativas.


En general, La intrusa es una producción satisfactoriamente estructurada, un thriller que mantiene inteligentemente el hilo de la intriga. Un punto flaco, en todo caso, es el debilitamiento de la tensión narrativa hacia la segunda mitad de la película, sobre todo a partir de un cierto punto en el que es posible anticipar la evolución de la historia y el público no siente más curiosidad por la verdadera identidad de Yujin. Entonces, el espectador desea conocer, más que la identidad de ese personaje, sus intenciones al meterse en la familia de Seojin y su pasado. Sin embargo, el film hace tal revelación de una manera demasiado floja. Eso sí. Aún en esas escenas que malogran la tensión construida con esmero hasta la mitad de la cinta, brilla la actuación de los dos protagonistas: el actor Kim Mu Yeol en el papel de Seojin y la actriz Song Ji Hyo, que personifica a Yujin con expresiones difíciles de descifrar, así como con un rostro escalofriante nunca antes mostrado.


Director: Son Won Pyeong

Elenco: Kim Mu Yeol, Song Ji Hyo

Género: Thriller

Duración: 102 minutos 

Año de estreno: 2020


Apto para mayores de 15 años

Contenidos recomendados

Close

Nuestra página web usa cookies y otras tecnologías de recopilación de datos para optimizar los servicios. Se sobreeentiende que, al mantener el acceso, el usuario da su consentimiento tanto a nuestra Política de privacidad, como al uso de esas tecnologías. Ver más >