Menú principal Ver contenido

Política

Moon propone convertir la DMZ en una zona internacional de paz

Write: 2019-09-25 07:06:49

Photo : YONHAP News

El presidente Moon Jae In propuso el martes 24, hora local, en la sede de la Organización de las Naciones Unidas en Nueva York, convertir la Zona Desmilitarizada (DMZ), que divide la península coreana en norte y sur, en una zona internacional de paz. 

Durante la sesión de debate general sobre los esfuerzos multilaterales contra la pobreza y a favor de una educación de calidad, la acción climática y la inclusión de la 74ª Asamblea General de la ONU, el mandatario ofreció un discurso. 

En él, propuso designar la zona de Panmunjeom y la ciudad norcoreana de Gaesong como área de paz y cooperación donde las dos Coreas y la comunidad internacional puedan diseñar conjuntamente un futuro de prosperidad. También sugirió que si varios organismos de la ONU y otras entidades a favor de la paz, el medio ambiente y la cultura se instalan en la DMZ, promoverían dicho lugar como centro de estudio e investigación sobre la paz, el control armamentístico y la promoción de confianza entre naciones, llevando a la frontera intercoreana a convertirse en una zona internacional de paz.

Concretamente, planteó la posibilidad de eliminar, junto con la ONU, las minas enterradas en la Zona Desmilitarizada, pues de asumirlo solo el Ejército surcoreano demoraría unos quince años, al considerar que podría haber unas 380.000 minas en la zona.

Dicha propuesta repite uno de los objetivos de la Declaración de Panmunjeom, firmada por el propio Moon junto al líder norcoreano Kim Jong Un durante la Cumbre intercoreana del 27 de abril de 2018, donde ambos se comprometieron a frenar de inmediato toda hostilidad que pudiera aumentar la tensión militar en la frontera, incluida la propaganda por altavoces o el lanzamiento de panfletos sobre la Línea de Demarcación Militar. La alusión a esta propuesta ante la ONU por parte del presidente surcoreano, refleja que convertir la DMZ en un área de paz, según su diagnóstico, quedará limitada solo con la voluntad de Seúl y Pyongyang, aunque ya se hayan logrado muchos avances entre las dos Coreas.

El mandatario surcoreano explicó que su propuesta de transformar la DMZ en una zona de paz considera los tres grandes retos actuales de la península coreana: la no tolerancia a la guerra, garantizar la seguridad de las Coreas y la prosperidad conjunta. 

Moon recalcó que tras el fin de la Segunda Guerra Mundial, Asia del Este consiguió un progreso sin precedentes en la historia mundial al fomentar la cooperación económica y los intercambios, superando un oscuro pasado de invasiones y colonización. Afirmó que la base de ese progreso es una competencia leal enmarcada en el libre comercio, y que solo cooperando y respetando un comercio justo y libre, y mediante una seria reflexión sobre el pasado, podrá lograrse un mayor desarrollo. Sus palabras apuntaban indirectamente a Japón, país que ignora su pasado, además de vincular los problemas históricos con el comercio. 

Finalmente, el presidente Moon Jae In declaró que Corea actuará en sintonía con la comunidad internacional para promover los objetivos de paz, defensa de los derechos humanos y desarrollo sostenible de la ONU, y se esforzará para que esos ideales se conviertan en realidad en la península coreana.

Contenidos recomendados