Menú principal Ver contenido
Go Top

Presupuesto nacional multibillonario para 2022

#Destacados l 2021-08-28

Noticias

ⓒYONHAP News

El Gobierno preparará un plan presupuestal multibillonario para 2022, de unos 605 billlones de wones, con la firme determinación de mantener en línea expansiva sus políticas fiscales. Así, los presupuestos generales del Estado del próximo ejercicio superarán a los de 2020 en unos 50 billones de wones, estableciendo un nuevo récord. Exactamente, supondrá un incremento del 8,5%.

La ampliación del presupuesto nacional refleja prioritariamente el compromiso del Gobierno por la lucha contra la pandemia y la urgencia de apoyar a las clases afectadas por la actual crisis. Dicho esto, la partida que aumentará y se estima se ejecutará primero es aquella para las compensaciones a entregar a los micro y pequeños comerciantes por las pérdidas sufridas debido a las pautas de prevención contra el COVID-19, como límites de horario o suspensión del negocio. Esta contará con 1,8 billones de wones adicionales, y además serán implementados otros programas de apoyo como financiación de emergencia para normalización del comercio cuyos beneficiarios serán los micro y pequeños comerciantes con bajo nivel crediticio que tuvieron que cerrar sus establecimientos.

También habrá presupuesto para mejorar la infraestructura nacional contra las enfermedades infectocontagiosas y para la compra de vacunas, así como cuantiosos gastos asignados para las clases vulnerables, como jóvenes sin vivienda. En particular, las llamadas “medidas integrales para la juventud” serán impulsadas con un presupuesto de más de 20 billones de wones.

Mientras tanto, en lo que a objetivos del futuro se refiere, el proyecto presupuestal para 2022 dispondrá de una partida para la neutralidad de carbono, que incluirá 2,5 billones de wones a fin de crear un nuevo fondo contra el cambio climático.

A estas alturas sobra decir que el presupuesto nacional del próximo año se centra principalmente en superar la actual crisis del coronavirus, ante la propagación que no remite en el país y el duro control impuesto inevitablemente por el Gobierno para reprimir la pandemia, pero que agrava las dificultades tanto de las clases vulnerables como de los comerciantes, amenazando incluso su supervivencia. Una situación que, según las autoridades, no les deja otra opción que seguir con políticas fiscales expansivas. Por supuesto, existen preocupaciones por que tan fuerte gasto debilite la salud fiscal del país, máxime considerando que los presupuestos generales del Estado vienen aumentando ya desde hace varios años, cuando superaron los 400 billones de wones en 2017 y sobrepasaron los 500 billones de wones en 2020, para ahora -de cara a 2022- aludirse a un incremento a por encima de los 600 billones de wones.

Contenidos recomendados

Close

Nuestra página web usa cookies y otras tecnologías de recopilación de datos para optimizar los servicios. Se sobreeentiende que, al mantener el acceso, el usuario da su consentimiento tanto a nuestra Política de privacidad, como al uso de esas tecnologías. Ver más >