Menú principal Ver contenido
Go Top

“Gran salto” del tipo de referencia

#Destacados l 2022-07-16

Noticias

ⓒYONHAP News

El Banco de Corea subió el día 13 el tipo de referencia del 1,75% al 2,25% anual, es decir 0,5 puntos, un margen de aumento que duplica el acostumbrado, de 0,25 puntos porcentuales, en una decisión sin precedentes. También es la primera vez,  desde que en Corea del Sur adoptó el sistema de tipo básico, que el banco central eleva los tipos de interés tres meses consecutivos.

Tan inusual medida se atribuye a la inflación, y los expertos la consideran inevitable, aunque por otra parte en el mercado inquietan las secuelas que pudiera tener, tales como un mayor desequilibrio del mercado financiero o un estancamiento de la economía.

En cualquier caso, expertos y no expertos coinciden en que el problema más acuciante en estos momentos es la inflación. En Corea los precios al consumidor marcan un aumento de más del 6%, y la situación en Estados Unidos es aún peor. Dicho esto, es obvio que la Reserva Federal seguirá elevando las tasas de interés, y los tipos en Estados Unidos superarán pronto a los de Corea del Sur, condición para nada favorable para la economía nacional, mientras persisten otros factores que alimentan la depreciación del won frente al dólar.

Lo más grave es que a estas alturas no es posible abrigar grandes esperanzas, pues mientras persista la carestía del petróleo y sigan al alza las tarifas de los servicios básicos, como la luz y el gas, será difícil contener la inflación. El indicador más directo es la inflación esperada que, según estudios del Banco de Corea, subió en junio al 3,9%, el nivel más elevado en diez años y dos meses.

La posibilidad de que el tipo base en Estados Unidos supere al tipo de referencia en Corea del Sur también inyecta nerviosismo al mercado, pues de ocurrir así, como consecuencias inmediatas se habla de una fuga masiva de capital extranjero y de una fuerte devaluación del won, factores que a la vez aumentarán el precio de los bienes importados, y finalmente acelerarán la subida de los precios al consumidor.

En esta coyuntura se entiende perfectamente la decisión del banco central de elevar el tipo de referencia por un margen nunca antes visto en el pasado, aunque por ahora esa medida no parece ser una solución definitiva a riesgos latentes como la llamada “triple carestía” - de petróleo, dólar y tipos- o el miedo a una recesión económica global.

Contenidos recomendados

Close

Nuestra página web usa cookies y otras tecnologías de recopilación de datos para optimizar los servicios. Se sobreeentiende que, al mantener el acceso, el usuario da su consentimiento tanto a nuestra Política de privacidad, como al uso de esas tecnologías. Ver más >