Menú principal Ver contenido

Paralización del comercio entre Corea del Norte y China

#Destacados l 2020-12-12

Noticias

ⓒYONHAP News

El comercio entre Corea del Norte y China está prácticamente paralizado, según datos de la Asociación Surcoreana de Comercio Internacional que indican que, durante octubre, los intercambios de bienes entre esas naciones bajaron un 99% respecto al mismo mes de 2019, cayendo al menor nivel de la historia. Al respecto, dicha entidad analiza que el retroceso se atribuye a las drásticas medidas tomadas por Pyongyang para frenar la llegada del coronavirus a su territorio, cerrando fronteras y reforzando el control sanitario en las aduanas.

De acuerdo a las estadísticas provistas por la Asociación Coreana de Comercio Internacional, en octubre el volumen comecial entre Corea del Norte y China apenas registró 1.660.000 dólares, un 99,4% menos que hace un año y un 92% menos que en septiembre. Concretamente, las exportaciones de Corea del Norte hacia China disminuyeron un 91,5% respecto a octubre de 2019, mientras que sus importaciones de ese país vecino cayeron aún más, hasta un 99,9%.

Esta cuasi parálisis de los intercambios comerciales sino-norcoreanos en octubre se debe puntualmente a que el régimen de Pyongyang cerró fronteras y reforzó el control sanitario en las aduanas antes de celebrar el Día de la Fundación del Partido de los Trabajadores, el día 10 de ese mes. En este ambiente, las exportaciones de bienes manufacturados de Corea del Norte se interrumpieron casi por completo y lo poco que ese país vendió a China fue energía generada en una central hidroeléctrica conjunta y una pequeña cantidad de grafito.

Las importaciones procedentes de China, mientras tanto, se limitan en estos momentos a materia prima y secundaria para fabricación de ropa, así como a materiales de construcción.

Ante esta situación, en Corea del Norte se aprecia una brusca subida de precios, sobre todo entre aquellos productos cuya oferta depende enteramente de importaciones desde China, como aceite de soja, azúcar, condimentos artificiales, harina de trigo y gasolina, cuyos precios se multiplicaron entre dos veces y diez veces más que antes del COVID-19. En particular, los medicamentos son tan escasos que se venden a cualquier precio que fije el proveedor.

Contenidos recomendados

Close

Nuestra página web usa cookies y otras tecnologías de recopilación de datos para optimizar los servicios. Se sobreeentiende que, al mantener el acceso, el usuario da su consentimiento tanto a nuestra Política de privacidad, como al uso de esas tecnologías. Ver más >